Ya has vivido una vez el sueño de casarte y formar una familia… pero poco a poco fuiste despertando y te diste cuenta de que la relación no iba bien y no mucho tiempo después, todo termino en un divorcio que no quieres recordar.

Hoy la vida te ha sonreído por segunda vez, haz conocido a otra persona que ilumino todo tu ser, te has vuelto a enamorar y te casaras por segunda vez.

La segunda boda, una nueva oportunidad en el amor que no debes desperdiciar. Seguro escucharás muchos comentarios negativos alrededor tuyo pero debes hacer oído sordo a esas palabras ya que si tú eres feliz, es lo único que importa.

¿Y mis hijos? Si tienes hijos de tu primer pareja esto no quiere decir que tengas que mantenerte unido a el. ¿Y sus hijos? Es igual.  Ustedes deben mantener su relación indiferentemente de si tienen hijos de parejas anteriores o no.

No recuerdes las experiencias pasadas, no todas las personas son iguales. No bases tu nueva relación en lo que ya viviste, date la oportunidad de empezar de nuevo  pero esta vez con menos errores. Se feliz y si tienes un nuevo amor, vive el presente y proyéctate hacia el futuro con el. 



Créditos:


  • Autor: Equipo de redacción, Carla Brigitte.
  • Fecha de publicación: Junio 30, 2012.

Para citar este artículo en formato APA: