si un minuto basto para conocerte,

ni el tiempo ni la distancia

bastaran para olvidarte.

Responder